Archivos de la categoría Sin categoría

No soy un monstruo, de Carme Chaparro

No soy un monstruo, de Carme Chaparro, editorial Espasa por Germán González.

No hay nada más sano que tener capacidad de autocrítica. Ya sean buenas o malas, pero siempre viene bien saber examinar cualquier aspecto de tu vida, comenzando por el laboral y continuando por el creativo. Esa es la principal virtud de la periodista y presentadora Carme Chaparro en su primera novela ‘No soy un monstruo‘, una intensa novela criminal que explora los secretos más oscuros no sólo de los policías que están al frente de una investigación sino de los informadores que deben cubrir este tipo de noticias más duras.
Chaparro no da respiro. Desde el inicio la trama nos conduce a los entresijos de la típica investigación policial por el secuestro de un menor y nos perfila a personajes muy arquetípicos: la policía ruda con un lado emocional que esconde para ganarse el respeto de subordinados y compañeros en un mundo profesional muy machista y la periodista de éxito que es conocida por sus constantes apariciones en televisión lo que le ha abierto las puertas del mundo editorial. Exactamente un reflejo de muchas ferias del libro repartidas por España y de la que la propia autora no está libre de sospecha.
Sin embargo, demuestra capacidad para domar la narración, acelerando y pausando los momentos de intensidad de la trama, pese a que a veces se le va la mano describiendo excesivamente situaciones en mitad de la locura de la investigación. También nos enseña como los giros narrativos  pueden avivar y animar una historia que tiende a hacerse repetitiva cuando se usa, de forma íntima, muy pocos personajes. Y es precisamente esa voluntad de sorprender la que le resta puntos a la novela ya que la autora se empeña en querer llevar al máximo su originalidad a riesgo de desmontar todo un excelente planteamiento policial. Al margen quedan los daños colaterales, se puede decir casi irreversibles, en algunos personajes secundarios por esta espiral de sorpresas que luego dejan algunos cabos sueltos.
El gran acierto de Chaparro es recordarnos la dureza de la vida. Como periodista ha tenido que enfrentarse a situaciones reales que ha sabido reflejar en su libro (impagable es la referencia al gacetillero de Tarragona) y que expone de forma cruda, sin gota de maquillaje, lo que aumenta el impacto sobre el lector. Los que compartimos profesión y sección podemos ejercitar la memoria y jugar a identificar los hechos que narra con algunos casos reales. Su facilidad para narrar la angustia y el sufrimiento demuestra que es una gran observadora y analizadora de la realidad.
La autora también es capaz de sacar el látigo con los medios de comunicación y hacer un curioso ejercicio de ponerlos ante el espejo para enseñar el precio que pagan al contar miserias por los niveles de audiencia. Y lo hace de la mejor forma posible, obligando a una periodista a cruzar la frontera y sacando los trapos sucios de uno de esos redactores jefes sensacionalistas que antepone los intereses personales y del medio por encima de sus trabajadores.
No soy un monstruo‘ narra la carrera contrareloj de una inspectora de policía y todo su equipo de profesionales para encontrar a un niño de cuatro años desaparecido, en un caso que recuerda mucho a otro que ocurrió dos años antes y que todavía genera pesadillas en la protagonista. Como contrapunto conocemos a una periodista y presentadora de éxito que se volcará en ofrecer información sobre este suceso. Las dos mantienen un extraño vínculo que las marcará durante toda la novela. Con este libro, Chaparro, nacida en Barcelona en 1973, ganó el Premio Primavera de novela 2017 convocado por Espasa y dotado con 100.000 euros. La propia autora explicó durante el acto de comunicación del galardón que es una obra “negra y oscura” con capítulos de cierta crudeza y añadió que “este libro habla de monstruos, pero no los de fuera, sino el que todos llevamos dentro”. Igual con autocrítica somos capaces de encontrarlos.
Comprar: No soy un monstruo

Reseña novela negra, los muertos viajan deprisa, de Nieves Abarca y Vicente Garrido por Graziella Moreno.

los muertos viajan deprisa
Los muertos viajan deprisa – Nieves Abarca y Vicente Garrido

Los muertos viajan deprisa, Nieves Abarca y Vicente Garrido, 2016

Ediciones B.

Autores:

Nieves Abarca estudió Historia del Arte en la Universidad de Santiago de Compostela y obtuvo un master en Periodismo por la UOC. Ha realizado estudios de anatomía patológica y medicina legal, y es especialista en perfiles criminales. Ha sido directora de una revista de divulgación cultural, además de colaborar en varias publicaciones y programas de radio de A Coruña y Ponferrada. Es funcionaria de carrera y durante trece años estuvo destinada en un cuartel de policía.

Vicente Garrido es profesor titular de la Universidad de Valencia. Ha dado a conocer su importante obra científica a través de ensayos de divulgación. Sus estudios sobre la personalidad delictiva y sus programas de tratamiento con criminales han hecho de él un profundo conocedor de la mente violenta. Garrido fue el primer criminólogo español que colaboró en al captura de un asesino en serie a través de la realización del perfil criminológico del sospechoso. Ha impartido numerosos seminarios especializados dirigidos a los cuerpos y fuerzas de seguridad de España y América, así como a jueces y fiscales. El Ministerio de Justicia le concedió la Cruz de Sant Raimundo de Peñafort.

Ambos son coautores de Crímenes Exquisitos, Martyrium y El hombre de la máscara de espejos.

Sinopsi:

La historia -que toma su título de una cita de Bram Stoker- arranca con un brutal asesinato a bordo del Tren Negro, en el que varios escritores se dirigen a un famoso encuentro de literatura policíaca. Tras este crimen vienen otros, siempre llenos de simbolismo. La inspectora Negro y su inseparable compañero, el criminólogo Javier Sanjuán, tendrán que atrapar al enigmático asesino de escritores mientras un peligroso violador de adolescentes, capturado en le pasado por Valentina, ha escapado de la cárcel, complicando aún más la situación.

Reseña:

He leído otras reseñas sobre esta novela, algunas impecables, así que no puedo más que dar aquí mi modesta opinión. La portada ya es en sí espectacular, impacta y abre el apetito, pero las 446 páginas que nos esperan van a satisfacerlo, se devoran con ganas. La escritura fluida, de calidad, visual, en la medida justa para que el lector se sumerja en la escena, y capaz también de despertar emociones. Nieves Abarca y Vicente Garrido saben de lo que hablan dada su experiencia profesional y se nota. Es muy meritorio construir una novela en la que aparecen treinta y seis personajes (muy útil el Dramatis personae de la pagina 13 para situarnos) que pueden identificarse perfectamente a medida que vas leyendo. Cada uno de ellos tiene su personalidad, su descripción particular, representan las emociones primarias: sexo, amor, ambición, envidia, venganza, inseguridad, angustia, un auténtico abanico de lo que somos los seres humanos. Guiños constantes al lector, a los escritores, ironía, humor. El ritmo es ágil, continuo, los autores nos van llevando de la mano hasta descubrir quién es el asesino de escritores y sus motivos. Muy buenas las citas, adecuadas a cada uno de los momentos de la novela y que despiertan la curiosidad del lector.

A pesar de ser la cuarta novela de Valentina Negro y Javier Sanjuán puede leerse sin necesidad de conocer las tres anteriores; ahora, catada ésta, creo no equivocarme si recomiendo buscarlas para seguir disfrutando de estos dos autores.